miércoles, febrero 13, 2008

Periodistas

"¿Qué le dice un periodista sin trabajo a un periodista con trabajo?
Anda, ponme otra caña".

Me contaban este chiste ayer, en un cumpleaños en el que había muchos periodistas, veinte y treintañeros. Ayer me reí al oírlo, mientras otro compañero de profesión me decía "éste triunfa mañana en la redacción".

Pero, de tan cierto como es, a uno le entran casi ganas de llorar. A pesar de que sea un chiste. Qué lástima de profesión ésta, tan bonita pero repleta de profesionales que la han dejado por las patéticas condiciones laborales que nos ofrecen los medios...

4 comentarios:

maty dijo...

A mi es una profesión que me gusta mucho pero que tengo muy claro que no es lo que quiero para toda la vida! Ni de broma!! No está nada bien tratada ni nada bien reconocida.
En estes momentos me viene de maravilla porque me saco un dinerillo(bien poco x cierto, xro weno...), pero yo lo que quiero es ser funcionaria, trabajar sólo de mañanas de lunes a viernes y tener un sueldo decente.
Una pena pero...buen chiste!!!jaja

Besiños

Nadym dijo...

Y tan patética, menos mal que aún queda gente que sigue valorando más la pasión por esta preciosa profesión que las condiciones laborales en las que viven. El chiste viene al pelo :P Un beso.

bebita dijo...

Precisamente, se aprovechan de lo bonita que es (o debería ser) para ofrecernos esas condiciones laborales. Y es que por ahí sobrevuela algo que se llama vocación y sabemos que es muy difícil renunciar a ella. Besitos!!

Princesa Lucy Van Pelt dijo...

Hijo, muchos de mis mejores amigos son periodistas, así que qué me vas a contar...