martes, diciembre 04, 2012

'Danza de Dragones', de George R. R. Martin

Price Minister ha organizado una interesante iniciativa para escoger el mejor libro de 2012 de entre una preselección de doce títulos confeccionada por tres blogs literarios. El que yo he escogido es Danza de dragones, la quinta entrega de Canción de Hielo y Fuego, la novela río de George R. R. Martin.
Entre los aficionados a la fantasía, en cualquier manifestación cultural, había pocos títulos tan esperados en 2012 como el de Danza de dragones. Canción de hielo y fuego vive su momento más álgido de admiración gracias a la serie de televisión, Juego de tronos, que mantiene el título de la primera novela y que ya ha tenido su segunda temporada. Además del éxito de la serie de la HBO, la saga ha dado el salto al cómic y triunfan los libros derivadas del original literario. Y, sin embargo, Danza de dragones no se acerca a lo mejor de la historia, que estuvo en el segundo libro, Choque de reyes, y sobre todo en el tercero, el impresionante y épico Tormenta de espadas. El cuarto, Festín de cuervos, y buena parte de este quinto libro transcurren de forma simultánea, y quizá ahí esté el primero de los problemas de este libro.

Martin ha ido configurando una expansión exponencial de su universo. Lo que en el primer libro parecía un duelo entre los Stark y los Lannister ha desembocado en una inagotable presentación de personajes, linajes y culturas diferentes. Lo que por un lado denota un descomunal trabajo de documentación y un brillante ejercicio de prosa como los ya vistos en los tomos anteriores, por otro arriesga la atención de un lector que pasa decenas, prácticamente centenares de páginas sin saber de los personajes que le han enganchado a la historia desde el principio. La minuciosidad de las descripciones es exquisita, pero se lleva por delante el ritmo de la novela. Y no es un problema de extensión, pues es ligeramente más corta que Tormenta de espadas, sino de intensidad.

Durante buena parte de la novela, y este es el problema fundamental de Danza de dragones, se pierde la salvaje capacidad de sorpresa que Martin había convertido en seña de identidad de la saga. Se echan en falta esos finales de capítulo que dejaban al espectador con la boca abierta, esos giros argumentales tan salvajes como extraordinariamente bien justificados, esos cliffhangers que impulsaban a devorar capítulos enteros hasta recuperar ese momento que había dejado sin habla ni aliento. Sí, se echan en falta... hasta el desenlace de este quinto libro. Porque Danza de dragones tiene un final espléndido y ahí radica su punto fuerte. La última media docena de capítulos recupera el pulso narrativo, la contundencia en los eventos narrados y lo más carismático de su ya extensísimo reparto de protagonistas. Ese final, al contrario de buena parte del desarrollo de la novela, sí hace desear por la pronta publicación de la sexta entrega, Vientos de invierno.

Y más aún. Ese final tranquiliza al seguidor más fiel de la saga. Porque las tres primeras cuartas partes de Danza de dragones hacían temer que lo mejor de la saga había pasado ya, que el futuro podía ser un lento languidecer hasta el final de la historia. Pero el último cuarto del libro hace renacer la esperanza con una fuerza impresionante. Es evidente que este quinto capítulo de la historia de George R. R. Martin es una lectura imprescindible para quienes sigan la saga, es una transición obligatoria para encarar la recta final de una de las narraciones más espectaculares de los últimos años, y su autor cuenta con ello. Esa es la razón de que se zambulla sin reparos en terrenos que no le habrían permitido construir la narración desde cero. Eso no oculta que haya mucho material prescindible en las más de 1.200 páginas de Danza de dragones, pero su desenlace, tan abierto como siempre en Canción de hielo y fuego, es esperanzador. Porque puede que lo mejor esté todavía por llegar.

1 comentario:

Maria Valdes dijo...

Gracias por la reseña! Tengo muchas ganas de leerlo. Os dejo un 5% de descuento en compra de libros en La Casa del Libro. http://bit.ly/casalibro Espero que os sea útil!