viernes, abril 01, 2011

ETA, gobiernos y mentiras

Vamos a empezar por una cuestión de base, pero espero que leáis hasta el final porque todo tiene su importancia. Creer a ETA me parece despreciable. Utilizar como argumento en la contienda política o periodística lo que diga un etarra me parece deleznable. Son asesinos, terroristas, mafiosos. Harían cualquiera cosa para conseguir sus objetivos y disfrutarían viendo a los demócratas enfrentados por algo que ellos digan o hagan. Sólo creen en su causa, en su "problema político", en su lucha armada y en su ideología cerrada y anquilosada en el pasado. No quieren hablar, dialogar, pactar o razonar. Son terroristas. No me importa quién use un argumento de ETA para defender sus posiciones, pues quien lo haga, sea quien sea, contara desde ese instante con mi antipatía en ese debate. Diría que incluso queda moralmente descalificado para hablar sobre esa cuestión.

ETA puede decir la verdad, claro. Pero si hay un demócrata o un gobierno que dice lo contrario, yo creeré siempre al demócrata. Por eso creí sin dedicarle un segundo de reflexión a Ángel Acebes, el 11 de marzo de 2004, cuando dijo que los atentados de aquel día los había cometido ETA "sin ninguna duda". Prefiero el sonrojo posterior por la actitud de un demócrata, sobre el que ya recaerá mi juicio y el de los ciudadanos, que creer a una banda terrorista. Me parece la única actitud probable y defendible en estos casos, gobierne quien gobierne y diga lo que diga un terrorista.

Esta reflexión surge por una frase: "ETA mata pero no miente". Si la buscáis en Google, veréis que ahora son muchas las páginas en Internet que se la achacan al ahora ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba para desacreditar su desmentido a las actas de ETA sobre la negociación con el Gobierno socialista de hace unos años. No hay en ninguna de esos informaciones más entrecomillado que ese. Algunas dudan de la fecha en que se dijo la frase, otras la reproducen con vaguedad. Quienes más precisan dicen que esa frase surgió en la comparecencia de Rubalcaba del 13 de marzo de 2004, dos días después de los atentados del 11-M y apenas unas horas antes de que se abrieran los colegios electorales para votar en las elecciones en las que José Luis Rodríguez Zapatero se convirtió en presidente del Gobierno.

Lamento decir que no tengo el tiempo ni los medios para comprobar por completo si Rubalcaba ha pronunciado esa frase a lo largo de su vida, pero sí puedo deciros que no lo hizo aquel día. Tengo en la pantalla el teletipo que dio Europa Press con toda la intervención de Rubalcaba. He revisado en Internet las hemerotecas de ABC y El País. Nadie destaca esa frase. Y convendréis conmigo es que, si la hubiera dicho, era un titular espectacular. Pero ni Europa Press, ni El País, ni ABC la menciona. Rubalcaba dijo que "los españoles se merecen un gobierno que no mienta". Eso sí. Pero esa frase sobre ETA, no.

Pero la frase es real. Yo la recordaba con indignación. No de aquellos días, en los que trabajé intensamente (porque entonces escribía información política) y en los que me tuve que leer todo teletipo relacionado con el 11-M que se publicó para construir mis propias informaciones. No tenía recuerdo alguno de que Rubalcaba lo dijera, y la hemeroteca me da la razón. Pero alguien sí ha dicho esa frase. Alguien que fue ministro del Interior. Su autor fue Jaime Mayor Oreja, el mismo años antes proclamó que "estaría dispuesto a sentarme con ETA" (Diario de Sevilla, 30 de enero de 2000). La dijo en una entrevista concedida a Telemadrid el 10 de julio de 2006. Creo recordarla de antes y en algún siito se menciona que la frase no la acuñó aquel día, pero no he conseguido ubicar esto en el tiempo y por ello me limitaré a lo que pueda probaros, en contra de la actual práctica periodística de nuestro país.

Mayor Oreja dijo esa frase como respuesta a una información del diario Gara según la cual el Gobierno (ya de Zapatero) y la banda terrorista llegaron a un acuerdo con garantías en febrero de 2006. "El criminal no necesita mentir porque el crimen es la mentira más cruel de todas las posibles. Y yo me lo creo porque está en la lógica del proceso". Aquel día, Mayor Oreja aseguró tajantemente que la legalización de ETA y la anexión de Navarra se iban a producir antes de las elecciones municipales de 2007 y la concesión a los vascos del derecho a decidir antes de las generales de 2008. Hechos probados, ya veis.

"ETA mata pero no miente" es una de las frases más graves que yo le he escuchado pronunciar a un demócrata. Razonarla me parece incluso peor. Lapidar a otro, de opuesto signo político, por decir esa frase cuando nadie reaccionó al pronunciarla uno de los suyos, tendría que ser perseguible en un juzgado. Pero encima montar toda esta trama para derribar a Rubalcaba basándose en una afirmación que nunca llegó a pronunciar, y que haya gente que se lo creo, es directamente es signo de extrema pobreza democrática.

Insisto en que no puedo decir que Rubalcaba no haya dicho nunca la dichosa frase. No voy a revisar todas las declaraciones públicas del ahora vicepresidente porque ni tengo el tiempo ni los medios. Pero aquel día no lo dijo. Tengo los dos teletipos completos que he mencionado aquí. Si alguien los quiere, se los puedo mandar. Porque no me importa a quién votéis. No me importa la opinión que tengáis de Rubalcaba, de Aznar (cuyo caso me parece más sangrante, porque cree a ETA antes que a un Gobierno habíendo sido jefe del Ejecutivo), de Mayor Oreja o incluso de ETA. No me importa que estéis convencidos de que hay que condenar al ministro del Interior por el caso Faisán o de todo lo contrario. No me importa en absoluto. Pero no dejéis que os mientan de una forma tan descarada. Esto es mentira. Rubalcaba no dijo la frase. Mayor Oreja sí.

7 comentarios:

Arual dijo...

Creer a los terroristas nunca es una buena idea desde luego.

Claire dijo...

Has escrito una entrada muy interesante. En política utilizan lo que sea como arma arrojadiza, y el tema del terrorismo es muy grave. Hiciste bien en creer sin atisbo de duda a un demócrata antes que a un terrorista, y así deberíamos hacer todos.
Un abrazo y buen finde.

Petrarca dijo...

Bueno, eso de que no hay que creer a los terroristas fue la línea editorial de El País al día siguiente de lo de las actas... Para encabezar su edición siguiente con una parte de esas actas que favorecían una imagen agresiva del gobierno: "Despreciamos el poder del Gobierno y al final nos la clavó", tituló a toda página. Al final, una cosa resulta ser verdad o mentira no dependiendo de quién se pronuncie sino de lo que se puede o no demostrar.

Margot dijo...

Desde luego Juan, quien te conozca se dará cuenta de el estado de indignación con el que has escrito esto.

Para mi satisfacción, por fin has saltado.

Trilce dijo...

A mí me da vergüenza tener que leer información contrastada y verificable en un blog de opinión y no en un periódico. Me da vergüenza por la prensa de este paí y por el tratamiento de la información. Y, además, por el contenido de la información que leo, me da vergüenza por la clase de políticos que tenemos y la clase de borregos que vamos a votar cada cuatro años.

Enhorabuena. Yo ya estaba desencantada cuando leí esta entrada, pero espero que hayas conseguido sumar a alguien al carro de la indignación, porque nos hace mucha falta.

Anónimo dijo...

Excelente entrada. Es alucinante que Gil Lázaro haya dicho esta mentira en el Congreso el pasado día 30 y que ayer mismo la repitiera Rajoy en la entrevista que le hicieron en la SER y no hayan salido esta mentira en los medios de manera inmediata.
Mentir de esta manera para desacreditar al ministro del interior que está arrinconando a ETA es muy ruin, pero hacerlo a riesgo de destruir la unidad de los españoles para vencer a ETA, y sólo con el objetivo de desgastar al gobierno y ganar las elecciones, es de una bajeza y de una irresponsabilidad inaceptables. Hasta para el PP.

Juan Rodríguez Millán dijo...

Arual, nunca me lo ha parecido, pero está claro que hay otros que quieren creerles cuando les puede dar votos.

Claire, muchas gracias. Una de las cosas por las que Zapatero propuso el Pacto Antiterrorista fue la de sacar este asunto de la contienda política. Creo que se nota quién estaba incómodo con ese punto del documento.

Petrarca, te digo lo mismo aquí que en el artículo: lo diga quien lo diga, me parece absurdo y despreciable. Lo haga El Mundo o lo haga El País. Los dos, y todos los demás por desgracia, actúan como agencia de publicidad de ETA desde hace demasiados años y con demasiada ligereza. Y por desgracia discrepo con tu visión de lo que es verdad o mentira. No porque no tengas razón, sino porque se cumple a rajatabla aquel "difama que algo queda".

Margot, muchas gracias. No sé ya si es cuestión de saltar o no, pero es que hay cosas que sobrepasan todos los límites. Y lo que me hunde es que haya tanta gente, piense lo que piense y sea cual sea su ideología política, dispuesta a creer mentiras con tanta facilidad.

Trilce, por la parte que me toca, desde luego me encuentro muy agradecido por tu comentario. Sigo creyendo que es preciso que todos colaboremos en difundir estas cosas, que no atentan contra el pensamiento de nadie, no tienen que ver con que uno sea de derechas o de izquierdas. En ello seguiré.

Anónimo, lo es, es alucinante y vergonzoso. Y además por parte de todos: políticos que saben que mienten y medios que por conveniencia o incapacidad no son capaces de trasladar a la gente que algo es mentira. El comportamiento del PP en este asunto me parece deleznable, pero sus huestes lo jalean (no hay más que ver las manifestaciones que se han producido con el terrorismo como telón de fondo), con lo que es imposible detenerlo.