sábado, enero 16, 2010

Un premio... y a ver cómo lo explico

En este mundo tan sexualizado en el que vivimos, en esta sociedad en la que el hombre ya no caza mamuts para alimentar a la prole pero parece que tiene que defender el orgullo de su masculinidad a cada momento, que me den el premio blogero que me acaban de dar podría llegar a ser un problema o, como poco, una situación compleja de explicar. Porque, sí, amigos míos, me acaban de dar un Premio Princess.

Y no, no se trata de la confirmación de esa teoría que tiene una amiga mía de que todos los Piscis (como yo) son gays (no como yo; pero eso no desanima a esta amiga mía en su teoría, no...). Se supone que es un premio destinado a princesas de la blogsfera. Pero hete aquí que quien me lo concede es alguien que se salta las normas, que dice que es el primer premio que le dan (no será el último, no...) en su andadura por el ciberespacio y que quiere compartirlo con la gente que cita. Y me cita a mí. Bajo esas premisas, ¿quién sería capaz de poner una sola pega a su concesión? Yo no, desde luego, porque la persona que me lo da es el motivo por el que me hace ilusión. ¿Que quién me lo da? Tranquilos, es que esa es la primera pregunta del meme que acompaña al premio, ahí va...

1. Me lo ha otorgado: Raquel, la que busca su sitio y acabará por encontrarlo porque se lo merece y a poco que se dé cuenta de lo grande que es. Aquí está su explicación del premio, por cierto.

2. Algún autor que me guste: Por el motivo que sea, no consigo que un autor concreto (imagino que hablamos de literatura, ¿verdad?) me lleve a investigar en su obra de forma exhaustiva. ¿Citar sólo uno? Voy a pecar de pedante y a no ser del todo exacto con mi experiencia vital, literaria y lectora, porque no tengo un conocimiento de él tan estrecho como me gustaría. Diremos a Gabriel García Márquez.

3. Autor[es] destacado[s]: Por lo mismo de antes, la lista puede ser muy extensa. Picoteo en la obra de muchos autores en función de algo que me llame (una portada, un título, una recomendación, un estado de ánimo...), con lo que, si hay suerte en la elección, ese autor se queda entre mis destacados sólo con la lectura de uno de sus libros. Mario Benedetti, Ryszard Kapuscinski, Philip K. Dick, Graham Greene, Arthur Miller, Antonio Tabucchi, J.M. Barrie, Lewis Carroll, J.R.R. Tolkien...

4. Un libro que me encanta es: Aquí sí que voy a ser rompedor, y voy a contar lo que fueron horas y horas de sueños en mi adolescencia. El libro que me hizo volar, soñar, vivir y emocionarme fue una novela de fantasía heroica, La maldición del dragón, de Dennis L. McKiernan. La adoro. La he releído alguna vez, sin importarme el tiempo que tarde en pasar por sus más de 500 páginas. No me importa lo poco erudito que suene este título. Total, ya me he pasado de pedante con las preguntas de más arriba...

5. ¿Qué me emociona siempre? No sabría qué decir. O mejor dicho no sabría con qué quedarme. Una escena determinada de una película, un corte de una banda sonora, algún recuerdo imborrable... No sé concretar más la respuesta sin sentirme extraño.

6. Algo que odias: Creo que a día de hoy no he sido capaz de desarrollar ese sentimiento llamado odio. Ni siquiera por Aznar, no, no me seáis malpensados... No sé, no creo que compense gastar el tiempo pensando de esa forma en alguien que quieres tener fuera de tu vida. Igual estoy equivocado, igual odiar a alguna persona tiene sus ventajas.

7. Algunos blogs destacados: ¿Blogs destacados? Pues todos los que tengo entre mis enlaces. Como no hay normas que dicten a cuántos blogs hay que entregarle este premio, creo que lo voy a limitar a cinco, un número redondo, bonito y apañado para no cansar a quien esté leyendo esto. Y creo que sí me voy a limitar a señalar princesas. No voy a citar a la que me dio el premio porque ya lo tiene y ya sabe que está entre mis princesas de la blogsfera, pero seguro que más adelante ya tendré la ocasión de citar su nombre en otro premio. Ahí van.

· Lola y su Boheme. Me encanta ver que las nuevas tecnologías las usan también quienes no han crecido con ellas. Me encanta ver tanta vitalidad en alguien que lleva tanto tiempo en este mundo. Me encantan sus historias y sus reflexiones.

· Jo Grass y su Cariño, ¡se te ha pasado el arroz! Cómo escribe esta mujer. Si es que te mete tan dentro de las historias que cuenta y de los personajes que las protagonizan que la pena es que sólo podamos leerla una vez a la semana. A ver si dentro de poco tenemos unas páginas editadas en nuestras manos...

· Simone y su Ni Prada ni Manhattan. Se empeña en que no escribe bien, pero su mano se empeña más en quitarle la razón. Cuánta vida hay en sus posts, cuántas historias reales, cuánta imaginación por explotar. Y qué divertido es pasar por su casa.

· Sonia y su Sonia Unleashed. Hace poquito que la conozco y ya me tiene enganchado. Me ha enganchado porque sus temas son frikis y la identificación es casi obligada, pero me ha ganado por su forma sincera y real de contar las cosas, además de por cierta afinidad de gustos que seguiremos explorando en el futuro.

· Bebita y su Vestida con una sonrisa. Su mundo rosa me ha maravillado desde el principio, tiene una pluma llena de sensibilidad, busca motivos para sonreír donde casi nadie los encontraría y, por eso es tan especial, todo eso lo comparte con quien pasa por su casa.

Se supone que tendría que avisar a las ganadoras, pero creo que voy a seguir el ejemplo de Raquel y no lo voy a hacer. Nada de alfombras rojas, que lo mismo con la lluvia de estos días pierden brillo.

9 comentarios:

El Impenitente dijo...

¿Nunca has odiado por motivos futboleros? ¿Ni siquiera un poquito? No me lo creo.

Jo Grass dijo...

Bueno, pues si no te importa, me pongo los tacones y me retoco los labios para recoger el premio. MIL GRACIAS JUAN!!!!

Me parece estupendo que lo pongas en tu vitrina porque necesitas estar a la vera de todas nosotras, las superprincesaas de la blogosfera, porque te sentimos afin, cómplice y con una sensibilidad exquisita; porque te queremos y queremos que luzcas la corona con y como nosotras.

Yo tampoco recuerdo haber odiado a nadie en mi vida, ni siquiera al último misógino descerebrado que tuve como jefe.Si alguien no me gusta o no conecto solo puede llevarse de mí indeferencia, como Aznar, jajaja

Mil besos y mil gracias. Buen finde guapo.

bebita dijo...

Muchas gracias! :)

Me gusta muchísimo el título del premio!!

Un besito.

Anónimo dijo...

Juan, no desvaríes la "princess" es una plancha electrica para carne. Por lo cual no me extraña que te dieran ese premio.

Lola dijo...

Ay Juan! yo no llevo tacones por si me caigo y me rompo una cadera pero me pintaré los labios para darte un beso que se te quede marcado en la cara. Gracias por el premio y por lo de Princesa que hacía muchos años que nadie me llamaba así. Estoy emocionada y lo pondré en mi blog. Pero no se como se pone.
Un abrazo y hasta muy pronto....espero. Lola

Simone B dijo...

FELICIDADES!!!, enhorabuena por tu merecido premio, qué es el premio Princesa?..pues sí, y qué?..tu te mereces todos los premios y más, y lo sabes.

Muchas gracias por otrorgarme el premio, y muchas más por las palabras que nos dedicas a cada una, no te creas que todo el mundo lo hace, cosa que viene a decir que eres alguien muy especial, (sobretodo porque ni llegas a odiar a Aznar jajaj).

Muchísimos besos

´´Saray´´ dijo...

Jajaja felicidades por el premio Princess (me acabo de topar con tu blog y veo que además galardonado, qué categoría).
Nunca había escuchado la teoría de tu amiga sobre los hombres Piscis, qué curioso.
Yo soy Piscis y Caballo; espero que no digan nada malo de las mujeres piscianas.
Haces bien en no odiar; a mi me parece una pérdida de energía tremenda que mejor se encauza a cosas que den felicidad o risas.
¡Un saludo! :)
P.D: A mi también me encanta el blog de Sonia; me voy a visitar los otros para conocerlos.

Sonia R dijo...

No me has avisado pero lo he descubierto, como todas las demás!! ¿Será que somos lectoras fieles? Ah, seguro que sí! Un premio Princess, anda que... no sé quien se siente más raro con él, si tú o yo, que soy un chicote! xD

Jeje, lo haré un día de estos, que tengo que hacer unos cuantos y los iré repartiendo, a ver si mañana en un momento libre del curro cae...

Sobre tus respuestas, joer, curradas. Me ha llamado la atención el libro que te encanta, no me suena y es fantasía heroica, creo que habría que probar eso. El que no odies es extraño, a la vez que dice cosas muy buenas de ti, odiar no lleva a ninguna parte, claro...

Y bueno, grcias por las palabras de la nominación, y muchas gracias por darme el premio. Espero que mis respuestas estén a la altura, jeje... ya sabes que seguramente me enrollaré como una persiana, como siempre.

Por cierto, ya sabes que tu blog también está en mis lecturas obligadas.

Atención, homenaje a Avatar: Te leo. xDD (es muy tarde ya ¿no? Ya estoy con los chistes tontos y eso, ay madre mía...)

Juan Rodríguez Millán dijo...

Impenitente, no, odiar no. Siempre hay equipos, jugadores, presidentes y entrenadores que te caen rematadamente mal, pero odiarles no.

Jo, ¿cómo me va a importar? Recoge el premio como quieras, je, je,je... Muchas gracias por lo que dices, la verdad es que me ha encantado...

Bebita, es lo que tiene dar un Premio Princess a una Princesa, que le tiene que gustar el nombre, je, je, je...

Anónimo, ¿tú sabes lo bien que me sienta desvariar de vez en cuando...? Esa princess también me vale, no creas...

Lola, me alegro de que te haya gustado. Espero que puedas ponerlo en tu blog para lucirlo. Si no, pues me cuentas y a ver si encontramos una solución, ¿vale...?

Simone, ya sabes que me gusta esto de las palabras, y no me puedo parar en un simple listado de blogs y links. Si sólo tuviera eso que decir de vosotras, menuda gracia, ¿no...? Por fortuna, puedo decir todo eso y mucho más de cada una de vosotras. Gracias.

Saray, bienvenida a este pequeño rincón, espero que pases buenos ratos por aquí y prometo visitarte también a ti a partir de ahora. Todo sea por ver si hay alguna teoría sobre las mujeres piscis, je, je, je... Ya le preguntaré a mi amiga, ya...

Sonia, ese libro es una gozada, hace un tiempo un amigo mío lo estuvo buscando y estaba descatalogado, a ver si tienes suerte y lo encuentras por estos mundos virtuales o por librerías de segunda mano. No sabes cuánto me alegra esa fidelidad. Y me encantará leer lo que pongas, te enrolles lo que enrolles. Bueno homenaje, je, je, je...